Festival Marvin diversidad musical Salón Covandonga

Texto: @aegre
Fotos: @vagabundosmx

El pasado 17 de Mayo se llevó a cabo el Festival Marvin siendo el Salón Covadonga una de sus sedes, otra vez.

La cosa no pintaba bien al principio, con un retraso de más de una hora el Salón inicio actividades de la mano del puertorriqueño A.J. Davila. Una mezcla de pop y garage bastante bien ejecutada y pensada pronto nos hicieron olvidar esos problemas al inicio y nos pusieron a bailar.

Odisseo, una banda mexicana que se ha sabido ganar una buena base de fans fue la siguiente en salir, en medio de un desconcierto sobre qué pasaría por el retraso. Presentando algo de su nuevo material. A pesar de haber cumplido con su público la banda dejo la sensación de que pudo haber dado más.

La Banderville otra banda mexicana que tras varios años en los escenarios nos sedujo con su rock. Por su parte Reyno, banda relativamente nueva y que gracias a su primer disco y sencillos ha ganado el reconocimiento de medios y amantes de la música. Demostraron que vienen con todo a conquistar al público mexicano.

Ahora tocaba el turno al legendario a Daniel Johnston quien con su espectacular voz y la precisión en la música ofreció una presentación digna del festival, lamentablemente al final quedo la sensación de ser algo corta, por lo que esperamos regrese pronto para un set de mayor duración.

Pero todo aun no terminaba, tras la exitosa presentación de Daniel Johnston, le tocó el turno a La Vida Bohème quienes desde Venezuela nos demostraron que están viviendo un gran momento, gran energía y explosividad fue lo que nos ofreció el grupo tras un par de presentaciones en la capital del país.

Para finalizar la banda estadounidense The Growlers cerro de forma espectacular el venue con mucha actitud. Su mezcla de garage y psicodelia le dieron punto final a un festival y un venue que a pesar de mostrar problemas de audio y logística, el talento fue lo que mas pudo sobresalir.

Últimas


SÍGUENOS EN...



FACEBOOK



TWITTER



INSTAGRAM