“V For Vendetta” de Alan Moore. Ilustrado por David Lloyd

Por: Arcano

En una naturaleza, dinámica completamente, en donde la destrucción y transformación de sus elementos es la regla que impera, la creación de un orden común no es más que una blasfemia a la verdadera cátedra del las cosas; la anarquía.

El costo por esta falta de entendimiento es colectivo; el miedo, el cual justifica la perspectiva y permite que tiranos vean la oportunidad de conquistar la jerarquía del hombre por medio de su mayor vergüenza; el poder.

El poder como todo producto de la mente humana esta lleno de defectos reflejados durante su ejecución, uno de ellos es dejar a uno vivo, considerarse inalcanzable, dejar que este progrese, que desarrolle un castigo, que se prepare para su venganza.

La historia es común para muchos, entonces daremos valor a su trascendencia; de entrada Alan Moore (el actual maestro del caos, según él) igual que como el personaje de  V  hizo con Evey Hammond, destruyó todo lo que representaba para destruir todo lo que temía y con ello renacer en absoluta libertad.

Esta obra es considerada, por la mayoría, la lectura fundadora de la novela gráfica como la conocemos, es política, majestuosa y particularmente hipnótica. Contiene un desglose apropiado de las perspectivas políticas, muy inteligente y no pierde ante las perspectivas que uno pueda deducir al respecto.

Con un apoyo absoluto por David Lloyd, el juego de contrastes provoca en el lector una sensación sólo comparable con leer versiones ilustradas de futuros distópicos como 1984 o Un Mundo Feliz; es decir, una gráfica con atmósfera perfectamente funcional pero cruel.

Su valor como texto iluminador ante las putas criminalidades del poder, ha inspirado a movimientos colectivos basados en la premisa expresada por  V, tan famosa gracias a la cinematografía pero algo falta de contenido hasta haber leído la obra gráfica; es decir, la historia larga.

Las personas no deben temerle al gobierno, el gobierno debe temerle a las personas.

Últimos


Noticias


SÍGUENOS EN...



FACEBOOK



TWITTER



INSTAGRAM